18 sept. 2020

El peligro de los bulos automáticos en Twitter

Por Juan Antonio Calles el 18 sept. 2020 con 0 comentarios

Buenas a todos, que vivimos en la sociedad de la "desinformación" no es ningún secreto. Tanto es así que hasta el propio Centro Criptológico Nacional creó recientemente en su página web una nueva sección sobre desinformación:

https://www.ccn-cert.cni.es/comunicacion-eventos/comunicados-ccn-cert/10406-el-ccn-crea-en-su-pagina-web-una-nueva-seccion-sobre-desinformacion.html

También tenéis algunos documentos interesantes como el "CCN-CERT BP/13", dedicado a los riesgos de la desinformación y que podéis descargar gratuitamente desde el siguiente enlace:

https://www.ccn-cert.cni.es/informes/informes-de-buenas-practicas-bp/3549-ccn-cert-bp-13-desinformacion-en-el-ciberespacio/file.html


Hoy quería hablaros de una de las cientos de herramientas que circulan por la red y que, por desgracia, gente con malas intenciones o por la simple ignorancia de creer que hace gracia sin pensar en las posteriores repercusiones, utilizan para distribuir bulos que en numerosas ocasiones pueden resultar tan creíbles que es complejo distinguirlos de la verdad. En especial, cuando la persona que los lee no tiene una formación tecnológica suficiente, y puede dar por buenos contenidos que, gente que está más familiarizada con Internet como nosotros, no lo darían.

La herramienta que he seleccionado como ejemplo para este artículo es Tweetgen, a la que podréis acceder desde el siguiente enlace:

https://www.tweetgen.com/


Su uso es tan sencillo que, usuarios con poco conocimiento y que, no serían capaces de hacer una edición de gran calidad con una herramienta como Photoshop, podrían generar fácilmente bulos como por ejemplo, que Flu Project habría sido bloqueada:


O que Flu Project se retiraría:



Tan solo haría falta compartir esas imágenes en nuestras redes sociales con un hashtag atractivo, y a esperar. 

Servicios como el de Maldito Bulo hacen un gran trabajo por luchar contra la desinformación en Internet. Aunque lo único que podemos hacer para luchar contra esta lacra es formar adecuadamente al usuario final, para que se cuestione cualquier contenido dudoso y trate de buscar siempre la fuente original.

¿Seremos capaces de conseguirlo o tenemos la batalla perdida?

Saludos!

      editar

0 comentarios:

Publicar un comentario

< >